Rocío mañanero


Discos Flamencos
Ana Reverte
Solmag, 2007
Marcos Escánez Carrillo


Muy en la estética musical de algún disco de Luis Eduardo Aute, para entrar en un estribillo fresco y gracioso; este nuevo disco de Ana reverte, que ya cuenta con más de 28 trabajos en el mercado, va muy en la línea de lo que está haciendo últimamente.

Sigue con fidelidad una línea de evolución marcada por el bolero y la copla andaluza, y porque sus inicios profesionales parten del flamenco más enraizado, hace guiños constantes a esta estética musical.

Para ello necesita las guitarras flamencas de Antonio Gómez y paco Cruzado.

María Jiménez colabora en una rumba en la que demuestra su extraordinaria calidad artística. Muy en la estética de las rumbas frenéticas de los años 70.

Reverte hace en este proyecto un homenaje a Atahualpa Yupanqui cantando dos de sus canciones: Canto a Yupanqui y El Arriero, siendo este último, junto con el corte 10, dos de los más flamencos del disco.

El resto de las letras deben su existencia a la creatividad de Ana, al igual que todas las músicas, aunque en muchas de ellas también interviene Francisco Velasco.

Lo dicho, una evolución razonable, marcada por el devenir del tiempo, las exigencias comerciales y la inquietud creativa de una buena artista, Ana Reverte.